¡Los Hoteles en Monterrey te esperan!

Al interior de Nuevo León se puede encontrar una ciudad sumamente importante para la actividad económica y turística de todo el país, es por eso que los hoteles en Monterrey deben de estar al tanto del servicio que brindan a los turistas de la zona. En la antes mencionada ciudad hay varias cosas por hacer, todas muy variadas para que el visitante siempre encuentre algo para pasarla bien. Monterrey es una ciudad que tiene una gran relevancia dentro del país, siendo de las tres más importantes junto con la capital del país, el DF, y la “Perla Tapatía”.

Monterrey es muy grande, cosa que beneficia a todo turista pues es un hecho que encontrará un gran número de cosas para hacer a todas horas, así como un número bastante grande de lugares que conocer, siendo todos representativos de la cultura y de la historia de la ciudad. También vale la pena decir que la ciudad regiomontana cuenta con empresas muy importantes y de gran prestigio a nivel mundial, por lo que eso ayuda a que la calidad de vida de todos los habitantes de esa ciudad sea elevada, no solo al ser comparado con otras ciudades mexicanas, sino también con ciudades latinoamericanas.

Monterrey tiene un sinnúmero de actividades para ofrecer a todos sus visitantes, lo que asegura que no habrá alguien que no encuentre algo que hacer de su agrado. Ya hablando sobre los sitios a visitar dentro de Monterrey, la Macroplaza es uno de los más turísticos. A su vez, el Faro de Comercio, situado a un lado de la Macroplaza, es reconocido desde distintos sitios de la ciudad ya que emite un rayo láser muy vistoso.

El que es, posiblemente, el sitio del que la gente originaria en Monterrey se siente más orgullosa es el famoso Parque Fundidora, lugar que representa como ningún otro lo que es la cultura y la historia de la ciudad, pues refleja la historia de la ciudad, misma que tiempo atrás se dedicaba a la industria del acero. El día de hoy el Parque Fundidora se encuentra bien preservado, con la diferencia de que ahora pareciera un simple lugar de exhibición en el que la gente puede practicar algún deporte o presenciar actos culturales.

Hay pocos hoteles con la ubicación privilegiada para poder ofrecer a sus huéspedes estos dos sitios representativos a una distancia muy corta, uno de ellos es Fiesta Americana. Si estás interesado en hacer una reservación en este hotel, puedes dar click en el siguiente link http://www.fiestamericana.com/viaja/hoteles-en-monterrey.html.

Alrededor de la ciudad se encuentran varias montañas que dan a toda la gente la posibilidad de vivir una experiencia alejada del ritmo de las metrópolis y convivir un poco más con el ritmo calmado que brinda la naturaleza, todo a una distancia muy corta. Para esa persona que busque contacto con un ambiente más natural, este es el sitio idóneo, pues se tiene la chance de practicar algunos deportes extremos en las cascadas o en los cañones de la zona, así como simplemente recorrerlos y maravillarse con estos sitios mágicos.

Monterrey prepara muchas sorpresas para sus invitados, y en cuestión a la comida no hay excepción. Hay platillos dulces que son reconocidos nacionalmente por su sabor, entre ellos está la natilla y la Gloria. Pero sus platillos salados también tienen gran fama, siendo el más reconocido en toda la nación el cabrito, que ha sido imitado en otros lados del país, pero no igualado. Los frijoles charros y los tacos de trompo son otros platillos que son reconocidos por su delicioso sabor.

Las tradiciones en Monterrey suelen estar muy arraigadas entre su gente y hacen de sus festividades eventos que son llamativos para los turistas. “Feria Ganadera” es el nombre de una en particular, misma que llama la atención debido a que se puede encontrar lo mejor de la ciudad en un solo sitio, hablamos de su deliciosa comida y sus bellos productos regionales.

Un evento en el que se respira cultura dentro de la ciudad es el Festival Bella Vía, aquí, el viajero podrá encontrar a una considerable cantidad de artistas que se dedican a pintar las calles con arte, literalmente, pues los creadores de grandes obras de arte utilizan las calles como sus lienzos.